Bruselas aplica los estándares globales para reforzar la banca europea

143461-944-541La Comisión Europea ha presentado un paquete de medidas para reformar las normas de resolución y reestructuración bancaria. Las propuestas incluyen los estándares internacionales fijados por el Consejo de Estabilidad Financiera (FSB, por sus siglas en inglés) y el Comité de Supervisión Bancaria de Basilea. Entre las novedades, destaca la exigencia a las entidades con riesgo sistémico de un nivel mínimo de capacidad para absorber pérdidas. Según el vicepresidente de la Comisión, Valdis Dombrovskis, son propuestas de “reducción del riesgo que se basan en las normas mundiales acordadas, teniendo en cuenta al mismo tiempo las especificidades del sector bancario europeo”.

Las medidas modifican el Reglamento sobre requisitos de capital (RRC) y la Directiva sobre requisitos de capital (DRC) adoptados en 2013 y la Directiva sobre reestructuración y resolución bancaria y el Reglamento sobre el mecanismo único de resolución, adoptados en 2014. Estas propuestas legislativas se presentarán ahora al Parlamento Europeo y al Consejo para su examen y adopción.

Las medidas están encaminadas a satisfacer tres objetivos. Aumentar la resistencia de las entidades de la Unión Europea y propiciar la estabilidad financiera, mejorar la capacidad de los bancos para la concesión de préstamos, y facilitar el papel de los bancos en la consecución de mercados de capitales más profundos y líquidos en la UE en su objetivo de apoyar la creación de una unión de mercados de capitales (UMC).

En concreto, las entidades demasiado grandes para caer, aquellas que tienen riesgo sistémico –en España solo Banco Santander- estarán obligadas a mantener un nivel mínimo de capital y otros instrumentos que soporten las pérdidas en caso de resolución. Este requisito, también conocido como capacidad total de absorción de pérdidas totales (TLAC), “reforzará la capacidad de la UE para resolver las entidades de importancia sistémica mundial que dejen de ser viables, minimizando los riesgos para el contribuyente”, ha explicado la Comisión en nota de prensa. Es decir, que todos los bancos cuenten con fondos suficientes para impedir que se recurra a fondos públicos.

También se contempla un ratio de apalancamiento vinculante para impedir todo apalancamiento excesivo de las entidades y un ratio de financiación estable neta (NSFR, por sus siglas en inglés) vinculante, para evitar la excesiva dependencia de la financiación mayorista a corto plazo y reducir el riesgo de financiación a largo plazo.

Por otro lado, se refuerza la capacidad de los bancos para prestar a pymes y financiar proyectos, y en el caso de los bancos pequeños se pretende reducir la carga administrativa y hacer las normas del RRC y DRC menos gravosas. Entre otras medidas, también se pretende reducir los costes de emisión de determinados instrumentos (bonos garantizados, instrumentos de titulización de elevada calidad, instrumentos de deuda soberana o derivados con fines de cobertura).

Referencias

Reforma bancaria de la UE: bancos sólidos para apoyar el crecimiento y restablecer la confianza

Frequently Asked Questions: Capital requirements (CRR/CRD IV) and resolution framework (BRRD/SRM) amendments

Speech by Vice-President Valdis Dombrovskis at the press conference on the Banking Reform Package

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>